La CE presenta un análisis preliminar de las estrategias de rehabilitación europeas

Publicado el 15 abril 2021

La Comisión Europea ha presentado las estrategias de trece estados miembros de la UE para la rehabilitación a largo plazo. Desde el año 2018, en virtud de la Directiva de eficiencia energética de los edificios, todos los países de la UE debían presentar una estrategia de rehabilitación a largo plazo para respaldar la trasformación de los edificios hacia edificios descarbonizados y de alta eficiencia energética para 2050.

Con el objetivo de difundir las buenas prácticas de las políticas y medidas por los gobiernos nacionales, el análisis contiene una evaluación general de las diferentes estrategias, enumera las medidas planificadas y analiza cada una por separado siguiendo una plantilla en común.

Eficiencia energética

En las estrategias nacionales de eficiencia energética, en el análisis se observa cómo los sistemas neerlandés, danés y francés se han centrado en actuar bajo las normas obligatorias de eficiencia energética; mientras que otros países como, Austria, Chipre o Estonia, tienen la intención de reforzar todo el sistema mediante certificados de eficiencia energética. En general, la mayoría de los estados miembros se centran en eliminar gradualmente el uso de carbón y petróleo para la calefacción mediante la re-formación de los profesionales del sector.

Con respeto a la pobreza energética, cabe destacar el caso de España, que sobresale por su programa Bono social y el esquema Better Energy Warmer Homes, que proporciona mejoras gratuitas en los sistemas energéticos donde se recibe un pago de bienestar social. La estrategia, presentada por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), ha sido además la mejor valorada entre todas las remitidas a la CE.  Nuestro país vecino, Francia, también monitoriza la pobreza energética mediante un cuadro de mando anual desde el Observatorio Nacional de Pobreza Energética.

Utilización de fondos

La Comisión Europea destaca el “acelerador de la rehabilitación” holandés y el concepto finlandés de un “fondo común para el ahorro energético en las industrias” como ejemplos que ayudan a agregar proyectos en inversiones más grandes que son más fáciles de financiar y permiten la rehabilitación a gran escala de viviendas de alquiler. También, en referencia a los beneficios de los servicios de asesoramiento energético se destacan las experiencias de Países Bajos, Dinamarca, Austria y Francia.

En la estrategia Renovation Wabe, donde se estipuló aproximadamente la necesidad de 275.000 millones de euros de inversión adicional para cumplir el objetivo climático del 55% para 2030, se recomienda el uso de incentivos fiscales para fomentar la rehabilitación de edificios. El documento de la CE señala el sistema de deducción de impuestos de Alemania y Dinamarca como los más efectivos, mientras las tasas más bajas de IVA para medidas de ahorro energético están en Francia y Chipre. Por último, Países Bajos se distingue por los costes de instalación del aislamiento.

Tal y como señala la Comisión Europea en el informe, los edificios son indispensables para alcanzar la neutralidad de carbono, la eficiencia energética y los objetivos de energía renovable. El conjunto de edificios es el mayor consumidor de energía en Europa, que representa el 40% del consumo energético de la UE y el 36% de sus emisiones de gases de efecto invernadero. Para alcanzar el objetivo de reducción neta de emisiones del 55% para 2030, la UE debería reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 60%, el consumo de energía final en un 14% y el consumo de calefacción y refrigeración en un 18%.

Categorias relacionadas: Actualidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X