‘Zero Carbon Building Accelerator’, una iniciativa para acelerar la reducción de emisiones en la construcción

Publicado el 1 julio 2021

La mejora de la vida de las personas y la protección del medioambiente son cuestiones de preocupación global. Y el Instituto de Recursos Mundiales (WRI) es una organización mundial no gubernamental de investigación global que trabaja con gobiernos, empresas, instituciones multilaterales y grupos de la sociedad civil para proporcionar mejoras en ambos aspectos. Concretamente, a través de la búsqueda de procesos que restauren los ecosistemas del mundo.

Basándose en la necesidad de reducir el impacto negativo que provoca la construcción en el medioambiente, desde el WRI han promovido diferentes iniciativas. Una de ellas, lanzada hace un par de años, ha servido para acelerar la eficiencia de los edificios en diferentes partes del mundo. Gracias al éxito que ha tenido durante los cinco años que lleva vigente, desde este organismo han presentado una nueva propuesta, aunque relacionada con la anterior, para reducir el consumo de carbono a cero de los edificios: ‘Zero Carbon Building Accelerator’.

Como sabemos, la construcción y las operaciones de edificios se encuentran entre los mayores contribuyentes al cambio climático, representando casi el 40% de las emisiones de CO2. Pues bien, este proyecto trata de ayudar a las ciudades a reducir las emisiones de los edificios para cumplir con los objetivos climáticos.

¿Dónde?

Este proyecto parte de los países socios del WRI, Colombia y Turquía, pero pretende extenderse a una amplia red de socios subnacionales. Las ciudades líderes del desarrollo de los planes de acción locales serán las socias principales del proyecto: Bogotá, Santiago de Cali, Gaziantep y Konya. Pero, desde la organización se destaca que solo es el principio de lo que será una reducción del carbono en todo el mundo.

¿Cómo?

Basándose en el éxito de su iniciativa progenitora, el Building Efficiency Accelerator. A través de esta plataforma, y después de más de cinco años de éxito y aprendizaje, ahora lo que buscan es descarbonizar los edificios del mundo para 2050.

De esta forma, el Instituto de Recursos Mundiales establece cuatro premisas básicas para conseguir reducir el impacto medioambiental provocado por el sector de la construcción:

  • Evaluar y priorizar políticas y acciones de eficiencia de construcción apropiadas a nivel local.
  • Implementar esas acciones y políticas, haciendo coincidir las necesidades de la ciudad con la experiencia, los recursos técnicos y las herramientas disponibles.
  • Realizar un seguimiento de las acciones y documentar el progreso, compartiendo las lecciones aprendidas.
  • Aumentar la ambición de mejorar la eficiencia general del parque de edificios.

Así, con el apoyo del Fondo para el Medio Ambiente Mundial y el programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, entre otros, este proyecto coordinará el desarrollo de hojas de ruta y planes de acción para un sector de la construcción sin emisiones nocivas para el medioambiente.

Como decíamos al principio, los edificios representan el 40% de las emisiones de CO2 relacionadas con la energía. Dicho esto, también es cierto que, cambiando la fórmula, pueden ser la solución de mitigación climática más grande y rentable disponible. La construcción sostenible es una de las vías más importantes para conseguir reducir el daño que estamos causando al medioambiente. Gracias a las acciones de diferentes organizaciones, como Zero Carbon Building Accelerator, estamos consiguiendo reducir el tiempo de espera para empezar a impactar positivamente en nuestro entorno.

Categorias relacionadas: Actualidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X