Andalucía contará en el 2020 con un sello verde para certificar la sostenibilidad de sus infraestructuras

Publicado el 17 septiembre 2019

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía ha anunciado la implementación de una nueva certificación verde. Se trata de un sello ecológico que acreditará la ejecución de medidas sostenibles que fomenten la reducción de las emisiones contaminantes y la protección del paisaje en diferentes sectores: infraestructuras, transporte, movilidad, edificación, rehabilitación de viviendas, logística, puertos y ordenación del territorio. El objetivo de esta iniciativa es reducir el impacto que provocan en el medioambiente las actuaciones que desarrolla esta consejería.

Así, este sello, que comenzará a funcionar en el año 2020, analizará diferentes aspectos: el uso eficiente de los recursos; la disminución de vertidos y emisiones de gases de efecto invernadero; la creación de infraestructuras y espacios saludables y confortables; la apuesta por materiales sostenibles, y la integración ambiental y paisajística de las obras. Además, también se evaluará en qué medida se contribuye a la reducción de la huella ambiental, así como las garantías de sostenibilidad ambiental de infraestructuras y servicios del transporte.

De carácter oficial, esta etiqueta ecológica ofrecerá información fiable y verídica sobre la adopción de medidas que controlen y minimicen el impacto ambiental por parte de la Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio o de las empresas proveedoras que realicen trabajos para esta institución pública. Para conseguir este objetivo, las empresas que colaboren con la Consejería serán incentivadas para que superen los estándares de calidad establecidos por la legislación vigente, llegando a alcanzar la excelencia ambiental.

La implementación de este sello verde es una forma de promover la importancia de la sostenibilidad y de apostar por tecnologías verdes, para cuidar al máximo el medioambiente. Al mismo tiempo, es un ejemplo de cómo las administraciones públicas deben convertirse en una referencia para la sociedad, llevando a cabo actuaciones ejemplares, como esta. Pero, sobre todo, es un excelente método para medir y evaluar, de manera constante, el trabajo real de (en este caso) la Junta de Andalucía para contribuir a un mundo más verde, sometiéndose a un continuo examen de cumplimiento de objetivos y medidas sostenibles.

Imprimir

Categorias relacionadas: Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X