5 cabañas en los árboles para disfrutar de una experiencia sostenible en España

Publicado el 13 julio 2018

¿Quién no ha soñado alguna vez con tener una cabaña en un árbol? Ahora es posible, ya que, en la actualidad, existen varios proyectos de turismo sostenible que ofrecen esta experiencia de alojarse en plena naturaleza. Las cabañas en los árboles son una opción ecológica y de completa inmersión en la naturaleza.

Son casas ecológicas, ya que están construidas con materiales sostenibles e integradas completamente con el entorno. Y, en muchos casos, cuentan con sistemas de eficiencia energética para reducir el consumo de energía.

Por eso, en esta ocasión os mostramos cinco ejemplos que tenemos en España. Si queréis vivir una experiencia diferente (y, por supuesto, sostenible) en plena naturaleza, estas casas de madera son perfectas.

Cabañitas del Bosque (Outes, A Coruña)

En un rincón de Galicia, en la zona interior de la Costa da Morte, se encuentra este espectacular proyecto que aúna lujo, naturaleza y sostenibilidad, del que ya habíamos hablado con anterioridad. Las Cabañitas del Bosque vieron la luz en el año 2013 bajo tres premisas: gran calidad arquitectónica, ecología y respeto al paisaje y al territorio donde se ubican.

Son un total de 22 cabañas dispersas en cuatro fincas del municipio de Outes. Suspendidas sobre pilares de madera a seis metros sobre el suelo, en algunos casos cuentan con terrazas que abrazan los árboles entre los que se levantan. Están equipadas con una cama tamaño, ducha, un inodoro y un lavabo. Y, además, cuentan con un jacuzzi, cocina, chimenea y una amplia terraza con muebles de exterior.

La casita del árbol (Fuentes, Cuenca)

A 10 minutos del municipio de Cuenca, y cercana al Parque Natural de la Serranía de Cuenca, se encuentra esta peculiar casa-árbol, entre dos olmos centenarios. Su aparente “caos decorativo” y singular arquitectura nos traslada a un universo de fantasía. Hasta tal punto que las ramas se cuelan en su interior, adaptándose al espacio e invadiéndolo.

Construida artesanalmente con materiales totalmente naturales, convive en perfecta armonía con el entorno. El interior, de unos 10 metros cuadrados, está distribuido en tres estancias: baño con aseo, sala de estar con dos sofás cama para dormir y la cocina.

Cabanes als Albres (Sant Hilari de Sacalm, Girona)

Este complejo, formado por diez cabañas, se encuentra en el noroeste de Cataluña, en la comarca de la Selva. Os permitirán disfrutar de una completa inmersión en la naturaleza, pues no disponen de electricidad ni agua corriente, aunque todos los servicios necesarios pueden encontrarse en la masía central.

Para acceder a ellas, hay que hacerlo por un puente colgante o una escalera vertical. Y, otra de sus peculiaridades, es que el desayuno es servido en cesta. Una opción perfecta para vivir una auténtica aventura solo apta para los más atrevidos y comprometidos con el medio ambiente.

Basoa Suites (Lizaso, Navarra)

El Robledal de Amati, a media hora de Pamplona, es el escenario de estas increíbles cabañas. Ubicadas en un entorno protegido por el gran valor de su arboleda y por la gran variedad de aves que la habitan, las Basoa Suites son seis habitaciones de lujo construidas en lo alto de robles centenarios.

Estas casas de madera disponen de terraza, baño seco, calefacción, y todas las comodidades. Y el acceso se realiza a través de pasarelas de madera suspendidas que evitan el deterioro del lecho del bosque. No tienen electricidad ni agua, y son ideales para desconectar.

Cabañas en los árboles (Zeanuri, Vizcaya)

Al sur de Vizcaya, escondidas entre las hojas y los troncos del frondoso bosque de Zeanuri, se encuentran estas ocho cabañas suspendidas en lo alto de los árboles más robustos. Y todo ello, sin romper con la sostenibilidad.

El desayuno se sirve en la terraza a través de un sistema de poleas, a entre siete y 17 metros sobre el suelo del bosque. Las casitas, de entre 20 y 37 metros cuadrados (caso de la familiar Hontza) disponen de váter seco y ducha (tres de ellas). En cuanto a los materiales, combinan un revestimiento exterior de resistente madera de castaño con un acogedor interior en madera de alerce.

Así que, si queréis pasar unas vacaciones diferentes, y al mismo tiempo sostenibles, cualquiera de estas casas- árbol son excelentes. Tanto si estáis pensando en una experiencia completamente natural, para escaparos y desconectar, como si queréis disfrutar de una cabaña de madera con toda clase de comodidades y de lujos.

Imprimir

Categorias relacionadas: Proyectos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X