La Nucía, una localidad sostenible de Alicante que es referente por su arquitectura

Publicado el 25 octubre 2021

La arquitectura juega un papel fundamental en el desarrollo de las ciudades. Y, por ello, es necesario incorporar también la sostenibilidad no solo en los edificios, sino en la manera de concebir los espacios más amplios, desde el urbanismo. Las ciudades o localidades sostenibles, como La Nucía, en Alicante, plantean reducir la contaminación en diferentes aspectos, también en la arquitectura.

En esta ocasión, resaltamos una serie de proyectos que han conseguido hacer de La Nucía una de las localidades con más premios de arquitectura, siendo incluso referente para edificios de oficinas en el mundo entero. Y también, un ejemplo de localidad sostenible.

© Fotografía obtenida de Crystalzoo para fines puramente informativos.

Tres premios Architizer

Esta localidad alicantina, La Nucía, ha conseguido ser un referente mundial de sostenibilidad en el sector de la construcción. Ha obtenido tres premios Architiez, otorgados por la revista neoyorquina y que son conocidos como los ‘Oscar de la arquitectura’. Además, uno de ellos,  el edificio funcional, ha sido elegido como una de las mejores oficinas del mundo.

Vanguardista, funcional y sostenible. Estas tres palabras son las que definen la arquitectura de La Nucía. Destaca, sobre todo, el edificio LAB Nucía. Se trata de un laboratorio de 44 empresas de la zona en donde se ha aplicado el factor de la sostenibilidad al máximo.

El estudio de arquitectura encargado del proyecto de este edificio es Crystalzoo. Su CEO, José Luis Campos Rosique, explica la necesidad de encajar la arquitectura con el paisaje para empezar a ser sostenibles. Además, destaca “la apuesta del municipio a la memoria colectiva, a la sostenibilidad, una nueva ruralidad planteada desde la biodiversidad”. Según él, la responsabilidad con el medioambiente empieza desde el propio presupuesto de la construcción y señala la importancia que tiene trabajar con materiales de la zona, así como intentar que los instaladores sean locales para disminuir la generación de CO2. Con esta minimización de transporte, tanto en materiales como en capital humano, todo el proyecto disminuye su impacto en el medioambiente

© Fotografía obtenida de Crystalzoo para fines puramente informativos.

Pensando en el bienestar de los ciudadanos

Estos proyectos de La Nucía se han planteado desde la óptica de la arquitectura biofílica, que aporta a la sociedad una serie de beneficios fundamentales, sobre todo si pensamos en el bienestar emocional. Así, las edificaciones están rodeadas de zonas verdes, conectando la naturaleza con el bienestar de las personas. Y es que, acercar la naturaleza al entorno urbano a través de determinados elementos como el agua, la vegetación o la luz natural, se consiguen espacios arquitectónicos más sanos y sostenibles.

Un municipio sostenible en el mediterráneo

El skyline de la costa mediterránea está formado, en general, por altos edificios con vistas al mar. Un lugar  donde no se duerme hasta la madrugada y donde las luces, la música y los coches no descansan. Sin embargo, en medio de todo el bullicio, se encuentra La Nucía. Un lugar en donde hace décadas que no se permite pasar con el coche al centro. Las calles están llenas de peatones, circulando de manera sostenible y eficiente, velando por su salud y por la de los demás. Los turistas más atraídos por este lugar son los olímpicos gracias a su ciudad deportiva. En ella, se puede encontrar un estadio, piscinas, pistas y otros campos de entrenamiento. Un estilo urbanístico vanguardista con el que, lejos del boom inmobiliario que explotó la crisis de 2008, este pueblo decidió diferenciarse gracias a su arquitectura ofreciendo infraestructuras diferentes.

© Fotografía obtenida de Crystalzoo para fines puramente informativos.

La inversión de La Nucía en arquitectura es una gran muestra de cómo es posible pasar de lo convencional a lo extraordinario. Un lugar que se ha convertido en un atractivo turístico y un motor económico gracias a grandes diseños arquitectónicos sostenibles, huyendo de los excesos del urbanismo y del turismo masificado. Apostando por la salud y la arquitectura sostenible, en La Nucía miran hacia el futuro y contribuyen al bienestar de sus habitantes. Una ciudad que practica el deporte, que descansa y que ha conseguido ser cuidadosa con el medioambiente.

Categorias relacionadas: Actualidad, Otros, Proyectos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X