Un proyecto de un edificio de consumo casi nulo de viviendas de protección pública en Rivas-Vaciamadrid

Publicado el 27 septiembre 2021

136 viviendas de protección pública para arrendamiento (VPPA) son las que albergará el nuevo edificio de consumo con energía casi nulo que se construirá en la localidad madrileña de Rivas-Vaciamadrid. Las obras de urbanización en la parcela ya se están llevando a cabo y, la ayuda económica ya ha sido aprobada por parte de la Comunidad de Madrid. En total, será una superficie de 4.449m2 y una inversión de más de un millón de euros, lo que se suma a otros proyectos de viviendas sociales sostenibles construidas en la comunidad madrileña.

El edificio

Situado en una parcela ubicada en el barrio de La Fortuna del municipio, el proyecto se centra en la creación de viviendas de consumo energético casi nulo. Serán un total de 136 viviendas, distribuidas en 55 inmuebles de 2 dormitorios, 75 de 3 dormitorios y 6 casas de 4 dormitorios. Además, también se plantea la construcción de casi 200 plazas de garaje y locales comerciales.

Consumo casi nulo

Para conseguir la condición de viviendas de consumo energético casi nulo, el cuidado en el diseño y la ejecución del cerramiento del edificio es fundamental. Además, es importante utilizar distintos sistemas de generación de energía procedente de fuentes renovables para conseguir satisfacer la demanda de electricidad que se va a producir en las 136 viviendas. También hay que tener en cuenta el ahorro de agua caliente sanitaria, la ventilación, la iluminación y los sistemas de domótica pertinentes para reducir al máximo la cantidad de energía requerida.

La convocatoria

La convocatoria será para realizar un contrato de servicios, mediante un procedimiento abierto consultable en la página web del Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid.

El equipo de arquitectos seleccionado será el encargado de desarrollar la elaboración del proyecto básico, la ejecución y los trabajos complementarios. Además, tendrá la dirección facultativa de las obras, a lo que se sumará también el control y seguimiento de los servicios o actuaciones vinculadas al periodo de garantía posterior a la entrega de las viviendas.

Este proyecto, con un plazo de ejecución previsto de 55 meses, se enmarca en las actuaciones de la Agencia de Vivienda Social. Encargados de atender la demanda social de casas con protección pública en la Comunidad de Madrid, con este proyecto quieren marcar un giro hacia la sostenibilidad. De esta manera, han establecido como condición especial de la ejecución del contrato que el 75% de las tramitaciones relacionadas con el desarrollo del trabajo se han de realizar de forma electrónica. En cualquier caso, si es necesario el uso de papel, este deberá ser siempre reciclado. 

Cada vez es más común que este tipo de viviendas integren sistemas de control y se centren en disminuir la demanda de energía. En este sentido, se ha dado un salto hacia la eficiencia y la sostenibilidad en la construcción de VPPA, mejorando la vida de los inquilinos y el cuidado del medioambiente.

Categorias relacionadas: Actualidad, Proyectos, Uso público

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X