Manzana Verde: el nuevo barrio ecológico de Málaga

Publicado el 23 junio 2022

En la metalidad de los ciudadanos, cada vez está más presente la necesidad de construir con una mentalidad ecofriendly para que las actividades humanas dañen lo menos posible el medio ambiente. Partiendo de este nuevo paradigma, en Málaga han decidido adjudicar la primera fase de su particular ecobarrio Manzana Verde. Es una nueva apuesta por un urbanismo sostenible que tratará de humanizar la ciudad, transformando lo que actualmente es un polígono industrial en un parque residencial verde y ecológico.

Imagen obtenida del estudio System Arquitectura

Proceso adjudicatario

Manzana Verde es un proyecto que llevaba diseñado desde el año 2017, pero este mismo mes de junio de 2022 se procedió a la adjudicación definitiva de los diferentes proyectos y fases. Hasta ahora se había procedido a hacer los diferentes estudios de viabilidad urbanística necesarios para realizar cualquier proyecto de este tipo. En la actualidad, ya se han adjudicado las 5 partes del proyecto a distintos estudios de arquitectura, que se concedieron mediante un concurso público organizado por el Observatorio de Medio Ambiente Urbano del Ayuntamiento de Málaga. Los ganadores fueron:

Primera fase del proyecto

La primera fase de la futura construcción ya tiene todas las aprobaciones necesarias para que se inicien las obras. El lugar elegido es realmente representativo de lo que significa la Arquitectura Sostenible: un antiguo polígono industrial que se quiere convertir en la referencia ecológica del urbanismo de la ciudad. Esta primera fase tendrá un plazo de ejecución de unos tres meses y requerirá una inversión de unos 100.000 euros, que provendrán del programa CAT-MED que utiliza fondos europeos Next Generation.

En un espacio de unos 90.000 m2 se construirán viviendas de Protección Oficial y otras libres, con un entorno privilegiado con todas las comodidades y bajo los criterios Smart City: más de 11.000 m2 de zonas verdes y casi 1,500 m2 de equipamiento social. La intención es transformar tanto el barrio de El Duende como el Polígono Industrial Ronda Exterior para que se conviertan en el paradigma de la unión entre integración social, zonas verdes y urbanismo sostenible.

Recursos naturales, energía eficiente y espíritu sostenible

La economía circular es el centro del proyecto, de forma que los recursos y residuos generados por las obras se reciclarán y reutilizarán en otros aspectos del mismo ecobarrio. Todos lo edificios de las diferentes fases estarán certificados por diferentes sellos internacionales, para que se garantice la construcción ecofriendly desde su inicio hasta el fin.

Ese espíritu de sostenibilidad se ve reflejado en los distintos materiales sostenibles para la construcción que utiliza, como vidrio reciclado. También la eficiencia energética será protagonista en Manzana Verde: parte de los suministros provendrán de fuentes renovables como la fotovoltaica o la eólica. Además, el tráfico en el interior del ecobarrio se encontrará restringido a los propios residentes y los servicios y equipamientos de movilidad urbana se encontrarán en un radio inferior a los 300 metros.

Al igual que tratamos el barrio multiecológico de Lugo, hoy Málaga camina hacia un urbanismo más inclusivo, ecológico y sostenible gracias al ecobarrio Manzana Verde. La mentalidad ecofriendly está calando en la sociedad y las instituciones, cada paso hacia la Arquitectura Sostenible son años de vida que le damos a nuestro planeta.

Imagen obtenida del estudio Langarita Navarro

Categorias relacionadas: Actualidad, Proyectos, Residencial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

X