Samaniego, un palacio con la estética del siglo XVIII y con la sostenibilidad actual

Publicado el 11 marzo 2021

Gracias a los avances tecnológicos, el mundo está más conectado que nunca, sobre todo con la situación actual que estamos viviendo. En este sentido, la domótica conecta los diferentes sistemas de un hogar, y nos ayuda a ser más eficientes con la energía que gastamos Por eso aplaudimos los proyectos que incorporan la tecnología para mejorar la calidad de vida del planeta. Y más si es en nuestro país. El caso del Palacio de Samaniego, ubicado en el municipio vasco de Samaniego (Álava) es uno de esos proyectos que miramos con cariño.

De estilo y aspecto señorial, sin perder la esencia, mostrando el escudo de armas de sus fundadores, pero con las últimas tecnologías para hacerlo más sostenible. Cada calle de este lugar nos transporta a lo medieval, incluidos los muros de este palacio construido en el siglo XVIII. Bajo estos muros, hoy se encuentran unas habitaciones de un hotel y unos salones cuya historia merece la pena conocer.

© Fotografía de Palacio de Samaniego con fines puramente informativos

El proyecto

Ejecutado por LVG Arquitectura, el proyecto implementa dispositivos inteligentes que permiten el control de los sistemas del aire acondicionado e iluminación. Además, en todo el palacio se han puesto sistemas de monitorización del consumo de energía. Mediante diversos protocolos de comunicación, se pueden visualizar los problemas de una manera centralizada, lo que proporciona una mayor interoperabilidad entre todos los dispositivos de bombas de circulación de agua caliente sanitaria, iluminación inteligente o contadores de consumo energético. El palacio de Samaniego data del siglo XVIII, pero alberga en su interior tecnología del siglo XXI. Una combinación que respeta nuestra historia y nuestro entorno a la vez.

Gestión de la climatización e iluminación

En cada una de las estancias del hotel se han implementado los sistemas de domótica para optimizar todos los recursos existentes, consiguiendo un edificio sostenible. Los usuarios que se adentren en este lugar medieval podrán controlar el sistema de climatización mediante paneles táctiles de sus habitaciones, y, si quieren hacerlo en una zona común, tendrán que solicitárselo a los empleados del hotel.

Control centralizado y remoto

A parte de estos controles individuales de climatización e iluminación, este palacio unifica todo el control de la domótica. Esto permite que, desde una central, se pueda interactuar con todos los espacios del hotel, sabiendo en qué lugares puede reducirse el consumo de energía.

© Fotografía de Palacio de Samaniego con fines puramente informativos

Turismo sostenible

Este hotel constituye una experiencia idónea de turismo sostenible. Además de lo citado anteriormente, este alojamiento ya había tomado algunas pequeñas medidas para promover una forma de viajar más sostenible y respetuosa con el medioambiente. Por ejemplo, tienen implementado dispensadores y refrigeradores de agua, también se puede renunciar a la limpieza diaria de la habitación y aconsejan la reutilización de toallas. También tienen un punto de carga para coches eléctricos y, además, un aparcamiento de bicicletas.

Como ya sabemos, son los pequeños detalles los que acaban haciendo del mundo un lugar mejor para vivir. Si cada uno aportamos nuestro granito de arena en la medida de lo posible, conseguiremos revertir todos los efectos negativos que le estamos provocando a nuestro planeta. Todos tenemos ganas de volver a viajar. Cuando podamos, recuerda que si buscamos un lugar que sea sostenible con el medioambiente para alojarnos, estamos mejorando nuestro entorno.

Categorias relacionadas: Comercial, Proyectos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X